• Phone: 637023535
  • Email Address: belen.rodriguez@tugestordesalud.com

Alta Ribagorça: montaña y románico

by Tu Gestor de Salud 0 comments

Blog - Grifone de los Pirineos 2015

Alta Ribagorça: montaña y románico

25 de Marzo de 2015

Viernes 20: Vall de Barrabés

Mis aventuras en la comarca de la Alta Ribagorça comenzaron el viernes en Vilaller, capital del Valle de Barrabés. Allí me esperaba Meritxell, guía de Pirineus Experience, de la Associació de Guies Interpretadors del Parc Nacional d’Aigüestortes i Estany de Sant Maurici. Con ella iniciamos el viaje por la historia y las calles de Vilaller, saboreando la naturaleza por un tramo de Caminos Vivos y descubriendo las plantas medicinales y culinarias de la zona en el Parc de les Olors. Fue una mañana muy productiva: aprendí sobre el románico, sobre las encantarias (no se les llama brujas porque se dedicaban a hacer conjuros, buenos y malos) y las plantas que utilizaban para sus pócimas, además de conocer la flora y la fauna de la zona.

A mediodía, y para reponer fuerzas, visitamos a los amigos del bar Txambonet, que nos prepararon unas suuuuperhamburguesas completísimas con carne de vacuno de primerísima calidad, beicon, huevo frito, queso, tomate, lechuga… la mía era tan grande que era imposible pegarle un buen bocado, ¡aun así pude con ella! Y además, acompañamos las hamburguesas con patatas bravas, patatas cultivadas en el propio valle. De postre, una cuajada con miel, ¡exquisita!, y un cafetito para no dormirnos e ir a visitar una granja de corderos de la raza autóctona, txisqueta.

embutidos_altaribagorçaDespués visitamos el centro de interpretación del parque nacional en Senet y descubrí la tradición de las fallas. Terminamos el día degustando productos gastronómicos de la comarca en la carnicería Estop de Vilaller. Mi paladar disfrutó con una gran variedad de embutidos y conocí el curioso cielo de chorizos (como comentaba la dueña del establecimiento: “Mientras unos guardan la información en la nube, en Vilaller guardamos los chorizos en el cielo”).

Para finalizar el día una riquíííísima cena en el hotel-restaurante Fonda Mas, donde la familia Quintana al completo me recibió con los brazos abiertos, encantados de acoger a la Grifone de los Pirineos y ser parte de la aventura. Foto familiar y a la cama, que tocaba madrugar.

El sábado por la mañana, después de unos ejercicios para estirar el cuerpo y airear la mente, recopilé fotos, descargué mis vídeos de la GoPro y las rutas guardadas en mi Suunto Ambit 3 y en mi GPS TwoNav —al principio cuesta manejarse con tanto aparatito pero poco a poco nos vamos haciendo amigos ;-). También me dediqué a organizar el calendario, preparar el material y seguir con el estudio de los mapas de Editorial Alpina. Después de un completo desayuno acompañada de la familia Quintana, emprendí mi viaje hacia Taüll, en el Vall de Boí.

Sábado 21: Vall de Boí

En Taüll me esperaban Oriol de Xep y su chica, Paula. Oriol es un gran alpinista, escalador del Grifone Team, y Paula es también una escaladora de primera. Con ellos me esperaban unos días de pura montaña sobre nuestros esquís. La tarde del sábado partimos con nuestras mochilas y todo el material (crampones, piolet, arva, pala, sonda, mapas, GPS, algo de comida y ropa) hacia el refugio Estany Llong, en pleno Parque Nacional de Aigüestortes y Estany de Sant Maurici.

La subida fue tranquila y muy bonita. Aunque se nos hizo de noche y no pude disfrutar del paisaje, la sensación de libertad y tranquilidad que da la montaña al anochecer es increíble. En el refugio estaban Rober y el Araña, amigos de Oriol y Paula, preparando la cena para los huéspedes. La verdad es que se llevaron una gran alegría al vernos. Cenamos entre risas, vinos e historias varias, y a la cama. Al día siguiente nos esperaba un día completo de esquí de montaña.

muntanya_belen

Por la mañana ascendimos a la cima del Cortiselles, a unos 2.600 m de altura más o menos. El día y las previsiones eran negras: nubes, frio y mucha nieve. Finalmente, un rayo de sol se coló entre tanta nube y nos dejó disfrutar un poco del espectacular paisaje. Esos rayos de sol nos animaron, y una vez llegados de vuelta al refugio y tras tomar algo caliente, volvimos a calzarnos las pieles de foca para intentar coronar la cima del Portarró, a 2.736 m. La pasión por la montaña hace que no perdamos la oportunidad de seguir conquistando retos y descubriendo lugares incomparables. De nuevo las nubes se nos echaron encima y no pudimos ascender hasta la cima. A falta de unos 200 metros decidimos comenzar la bajada porque la niebla impedía la visibilidad. Fue una mañana completa, con dos subidas muy bonitas y dos bajadas muydisfrutonas.

En el refugio Estany Llong nos esperaban Rober, el Araña y el recién llegado jefe, el Pato, con una crema de calabaza, tortilla de patatas, pan con tomate y un buen vino. Como dice Oriol, son rutas montañeras gastronómicas. Recuperados, iniciamos la vuelta hasta el coche para pasar la noche noche en Taüll (Oriol y Paula me abrieron las puertas de su casa, ¡gracias, chicos!).

Lunes 23: esquí e historia

El lunes tocaba actividad con Sidarta Gallego, otro grande del alpinismo y la escalada del Grifone Team. En un principio, el plan era atrevernos con un corredor, pero el temporal de frio, lluvia y nieve nos obligó a cambiar de planes. Entre quedarse en casa y salir al monte siempre tira más el monte… así que subimos a las pistas de esquí de Boí Taüll para practicar esquí de montaña, aprovechar algún que otro remolque y disfrutar de los fuera de pistas y del paquetón.

 

diadeesqui_belen

Yo, que parecía borracha toda la mañana —la luz era plana y no se distinguía nada el relieve— me dediqué a hacer lacroquetilla en las bajadas. Con la nieve, que se colaba por todos los lados, logré sobrevivir como pude a la visibilidad nula y a los 30 centímetros o más de nieve, sin exagerar, (exagerando… 40 centímetros o más, ¡je, je!). Pero, cómo no, disfruté del paquetón y de la compañía: además de Oriol y Paula, nos acompañó también Laura, novia de Sidarta y profe de esquí, que me fue dando consejos de supervivencia. Gran día en gran compañía.

Antes de abandonar el valle no podía dejar de visitar el Conjunto Románico del Vall de Boí, constituido por nueve iglesias y declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Tuve la oportunidad de visitar cuatro de las iglesias que estaban abiertas al público (Sant Climent y Santa María de Taüll, Sant Joan de Boí y Santa Eulàlia d’Erill la Val).

 

gea_boi

¡Han sido unos días muy completos en la Alta Ribagorça! Este martes nos despedimos del Vall de Boí con una subida de esquí de montaña al Vall de Moró. Desde allí conduciremos hasta la comarca del Pallars Jussà, donde encontraremos más valles y actividades con que seguir disfrutando.

¡Gea y yo continuamos nuestra aventura!

Los comentarios están cerrados.

Lo último en el Blog

Twitter

Contacto

  • Calle Velázquez, 115, Madrid
  • Phone: 637 023 535
  • Email Address: belen.rodriguez@tugestordesalud.com

Facebook

.

Instagram

Instagram has returned invalid data.

Siguenos

Síguenos

Aviso legal Y Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Aviso legal, ACEPTAR

Aviso de cookies